verevictor

septiembre 19, 2011

5 razones para ver The wire

Filed under: Críticas de TV. — mellamanvic @ 6:19 pm

1. Cuando hablo con algunos amigos míos bastante enganchados a este mundillo de las series muchas veces sale la discusión de cuál ha sido la mejor serie que hemos visto, y las candidatas suelen ser “The Soprano”, “A dos metros bajo tierra”, “The wire” y, como siempre tiene que haber uno que dé la nota, “Lost”. El simple hecho de que haya gente que no pueda/sepa elegir entre “The wire” y “The Soprano” es una excelente carta de presentación, no me lo podéis negar.

2. The Wire fue producida por la HBO. Ya sabéis, los cabrones esos que hicieron joyitas del tipo “Hermanos de sangre”, las ya mencionadas “Los Soprano” y “A dos metros bajo tierra” y otras menos conocidas pero igualmente buenas como es el caso de “In treatment”. Por cierto, la HBO tuvo entre sus manos los proyectos de “Mad Men” y “Breaking Bad” y los dejó escapar. Esto, junto con la producción de “Sexo en Nueva York, constituye el grueso de los errores de la cadena americana. Pues bien, la propia HBO considera “The Wire” como una de las joyas de su corona.

3. David Simon. ¿Quién es David Simon? David Simon es, para los que lo seguimos algo de cerca, Dios hecho guionista. David Simon empezó como periodista en la ciudad de Baltimore, escribiendo crónicas policiales, y allí se generó el germen de la serie de la que nos estamos ocupando en este post y de un libro muy directo y crudo llamado “Homicide. A year in the killing streets”. “The wire” no es lo único que ha hecho David Simon para la televisión. También cuenta con “Generation kill”, una serie sobre la guerra de Irak de la que hablaremos en otra ocasión, y con “Treme”, que trata sobre la ciudad de Nueva Orleans post-Katrina, y, sobre todo, de jazz. Ésa es una serie que también merece post aparte, lo prometo.
La escritura de David Simon es directa, sin florituras, y se basa sobre todo en un diálogo fácil en el que los personajes hablan como tienen que hablar: los policías son groseros, los gángsters son arrogantes hasta que dejan de serlo porque están demasiado acojonados para hacerse los gallitos y los políticos te doran la píldora hasta que te la clavan por la espalda… tal y como te imaginas que es en la vida real. Y todos, absolutamente todos, te descubren de vez en cuando un aforismo, pero de nuevo sin imposturas, que aquí no hay prostitutas que parezcan haber cursado varias carreras (pero si te gusta ese tipo de personajes, ponte a ver “Princesas”, de Fernando León de Aranoa.

4. Los personajes. “The Wire” tiene muchísimos personajes. McNulty, Lester, Bubbles, Kima, Bunk, Omar, Stringer, Barksdale, D’Angelo, Sobotka, Marlo, son nombres que he podido teclear de corrido sin mirar la Wikipedia. Y me acuerdo de todos ellos porque son personajes que acabas no sólo conociendo, sino amando. Son todos personajes complejos, pero, no me cansaré de escribirlo, sin imposturas: aquí no hay policías buenos de moral intachable, sino policías con un trabajo de mierda, que hacen lo que pueden en la mayoría de los casos y que, en otros, lo hacen con una dedicación absoluta no por amor al bien, sino porque han tirado por el retrete el resto de su vida y buscan la expiación que no consiguen en otra parte en su labor policial. Y los gángsters son malos, son trepas, son gente de la que no deberías fiarte salvo que hayas crecido con ellos desde pequeño. Y ni eso. Vaya, como deberían ser los gángsters: si te saltas ese estúpido código de honor de las películas, sobrevives en la calle de verdad.

5. Baltimore. ¡Mira, hay más ciudades en Estados Unidos además de Nueva York, Washington, Los Ángeles y Chicago. Baltimore…! Dónde coño está eso, os preguntaréis. Pues a medio camino entre Philadelphia y Washington, rodeado de marismas donde se pueden pescar cangrejos grandes, de los de a kilo. Una ciudad que parecía florecer en los sesenta y se marchitó antes de que terminaran los setenta. Y de aquellos polvos, estos lodos: Baltimore es una de las ciudades más deprimidas y deprimentes de la costa Este. Pero es el caldo de cultivo para historias de drogas, corrupción e incompetencia política de los que habla “The Wire”.

6. ¿Pero no eran cinco? Sí, pero no quería terminar sin mostraros la carta de presentación de una serie que no debería faltar en una videoteca que se precie:

El vídeo, lo habéis podido comprobar, está en inglés. ¿Por qué? Porque por cada capítulo the “The Wire” que veáis en español Dios matará a un koala.

Anuncios

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.